Hillsborough

hillsborough-afp--644x362

Era 15 de abril de 1989, en Sheffield jugaban Nottingham Forest y Liverpool unas semifinales de FA Cup, una avalancha provocaba 96 muertes, todos hinchas del Liverpool.

A raíz de este tremendo suceso, Margaret Thatcher dictaba la «Football Spectators Act» y el «Informe Taylor» para erradicar el fenómeno del «hooliganismo» y mejorar la seguridad en los estadios. Comenzaba poco menos que la criminalización de las propias víctimas.

Hoy, 26 de abril de 2016, 27 años después de la tragedia, la justicia se abría paso, en el Edificio Warrington, al norte de Inglaterra, un jurado decidía por 7 votos a 2 que aquellas muertes ni fueron un acto de vandalismo, ni fue un accidente, que aquellos 96 seguidores del Liverpool, con edades comprendidas entre los 10 y los 67 años, fueron víctimas de un homicidio imprudente, atribuible a la policía.

A veces tardas mucho, pero a la larga siempre acabas poniendo luz en la oscuridad, hoy sí, con mayúsculas, Justicia.

Ninguno de los 96 caminarán sólos.

Aitor Alexandre