Jamie Vardy en el día D a la hora H

Insaciable. Esa sería la palabra que mejor define a Jamie Vardy. Una persona a la que su pasado le ha obligado a valorar cada minuto de la vida y, por ende, cada minuto que vive en un terreno de juego. Porque el bueno de Jamie es una bestia competitiva en el día a día, y eso fue lo que le hizo hacerse con la Bota de Oro de la Premier League la pasada campaña. Pero hoy estamos para tratar sobre el Jamie Vardy de las citas importantes. El mejor Jamie Vardy.

Puede que por motivación propia, puede que por duplicar su dosis diaria de bebidas energéticas o simplemente puede que por características propias. Pero es que cuando marca un partido en rojo en su calendario, no hay sistema defensivo o marcaje que lo detenga. Ya son 45 goles anotados en Premier League ante el Big-Six en 79 partidos disputados. Tan solo a nueve goles de Agüero o Rooney en la lucha por ser el máximo goleador ante el Big-Six, el primero que lo consigue estando fuera de él.

Al Leicester City se le fueron jugadores clave tras el título de liga. Aun así, siempre le quedó Jamie Vardy, quien optó por continuar con su historia de amor en Leicester rechazando ofertas de los mejores equipos de la liga. Así, pese a que ya lo estaba, entró de lleno en la historia del equipo, y también de la Premier League, siendo uno de los mejores delanteros de la década. De su mano, el club ha crecido hasta poner en jaque la existencia del Big-Six.

El Manchester City, su presa favorita

Pep Guardiola debe romperse la cabeza cada semana que tiene que enfrentarse al Leicester City porque sabe que, una vez más, Jamie Vardy se está relamiendo ante una nueva oportunidad de exhibirse. La defensa tan adelantada del equipo de Guardiola es propicia para explotar la mayor virtud del delantero inglés, el desmarque al espacio. Sabiéndolo, el técnico catalán muchas veces ha optado por alinear una línea de tres centrales. Pero, como ya he comentado, es un día marcado en rojo por Vardy en el que no hay nada que hacer para poder detenerlo. Ya acumula dos hat-tricks contra el conjunto mancuniano.

Por todo ello, Jamie Vardy es uno de los jugadores que más transmiten de toda la liga. Su manera de celebrar los goles, la agresividad con la que juega y las ganas de exhibirse que tiene cada día, pero, sobre todo, en escenarios que a otros les achantan, y que a él le hacen más grande. Porque sí, como al Leicester, siempre nos quedará Vardy.

Iker Valverde